Cuando se trata de diferenciarse de la competencia, de ser originales y cruzar el muro de lo tradicional, la animación 2D y 3D para crear vídeos explicativos, a la vez que impactantes, es sin duda una de las mejores opciones, por no decir la mejor.

EL VÍDEO EXPLICATIVO EN 2D Y 3D ¿Por qué es la mejor solución?

Te lo resumiré en 4 palabras: impactante, ilustrativo, diferente y breve.

  • Un vídeo así, nos permite crear historias fruto de la creatividad que serían casi imposibles de realizarse con un rodaje (o tendrían un coste altísimo).
  • Podemos personalizar todos los elementos que aparecen a gusto del cliente: escenarios, personajes y textos, ya sea en 2D o 3D. Es decir, es una buena opción si además queremos plasmar nuestra imagen corporativa a través de él.
  • En un vídeo explicativo podemos comunicar todo aquello que necesitamos explicar de alguna manera sin que resulte “aburrido”.
  • Podemos crear un vídeo desenfadado, divertido, emocional o serio pero desde un enfoque más ameno y dinámico, que no lleve al espectador a “desconectar” de lo que está viendo y escuchando.
  • Puede durar el tiempo que necesites para transmitir todo aquello que quieras sin dejarte nada en el tintero. Eso sí,  nuestra recomendación es que no sea muy largo. Impactaremos en los primeros segundos, y por tanto, no necesitarás todo el tiempo del mundo para conectar con tu espectador. 

Vídeo explicativo donde contamos cómo funciona nuestra plataforma privada con el cliente

Otras ventajas que podemos encontrar en este tipo de vídeo…

  • La gran cantidad de usos que podemos darle. Es decir, podemos usar nuestro vídeo explicativo para insertarlo en diferentes plataformas: sitios web, redes sociales, presentaciones, stands de ferias, eventos..
  • Mayor impacto visual en el usuario. Si por ejemplo queremos un vídeo explicativo en 2D o 3D para ubicarlo en nuestra web, es más probable que todo aquel que entre en ella se quede más tiempo. Pues al encontrarse con un vídeo ilustrado y diferente, le llamará más la atención y tendremos una oportunidad extra de atraparlo para que siga navegando con nosotros.
  • Mayor posicionamiento en Google. Las páginas web que integran vídeos explicativos suelen obtener un mejor posicionamiento.
  • Cambios más rápidos. Si en algún momento decidimos cambiar alguna parte de nuestro vídeo tan solo necesitaremos modificar esa parte o elemento. Al no depender de una cámara no hay que volver a rodar. Lo mismo ocurre con el cambio de idioma. Es algo tan sencillo como cambiar los textos o la voz en off sin que se vea afectado el resto del vídeo.

(Vídeo explicativo para el cliente Medux)

En resumen ¿Qué características debe tener  un buen vídeo explicativo?

  • Alta dosis de creatividad: La creatividad juega un papel muy importante. Debe ser original, impactar, y sobre todo hacerlo en los primeros segundos para mantener atento al espectador. Si no lo consigues, entonces es más difícil que termine de ver el vídeo. 
  • Personalidad: Aprovecha para crear un vídeo único y que sea fiel reflejo de tu marca o producto.
  • Ser conciso: Por lo mismo que acabamos de ver. Si creamos vídeos explicativos muy largos será más difícil que captemos el interés hasta el final. Ten claro el mensaje y las ideas que quieres transmitir para hacerlo en el menor tiempo posible.
  • Desarrollar un buen guión: Si en todo vídeo debe haber una historia que contar, en uno explicativo aún más, ya que se va a crear con el fin de explicar algo, ya sea un producto, un servicio o un mensaje en concreto. Por eso, es tan importante tener un guión bien definido.

Y hasta aquí el post de hoy.  ¿Qué te ha parecido?¿Habías barajado la opción de hacer tu vídeo explicativo en 2D o 3D? Si estás pensando en crear uno, nosotros podemos ayudarte a producirlo para obtener un resultado espectacular.

 

Nos vemos la semana que viene con un tema nuevo. Hasta pronto Kutukers!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.